mars

Y me preguntó sobre la adolescencia. 
Intenté explicarle, de la manera más científicamente posible, ese proceso loco por el que todas las personas hemos pasado, con mejor o peor resultado.
Hormonas, hipotálamo, hipófisis, ovarios... El BIG BANG.

-Resumint, és el procés què fa un nen o nena per convertir-se en home o dona. El canvi més decisiu.

-Vols dir?, hi ha molts més! A mi em va costar força fer-vos entendre que ja no era un bebè, sinó una nena!, i tu amb els 40 anys?, també estaves una mica rara...
-... (la ceja se me disparó sola).
-Quants anys haig de tenir per conduir?
-18.
-Ah, perfecte!, tinc 8 així que només haig d'escriure un 1 al davant.
-... (esta vez fueron las dos cejas).

Hipotálamo, amigo mío, dame un par de años más de paz y tranquilidad!
Moira y sus teorías: Pepino+Sol=Cocktail vitamínico del grupo A, B, C, D, E y K.
Tjøme, Noruega.

Cuando estás gestando, piensas todo el tiempo en ella. 
Te nutres bien, procuras no estresarte. Que todo fluya normal y tranquilo. Simplemente ayudas a tu cuerpo en lo que puedes. Leí una vez que tu estado emocional en los últimos meses de gestación influyen enormemente en el bebé.
Luego viene el parto. Ese momento crucial. La vida y la muerte están tan cerca que aterroriza a cualquiera. No quieres pensar que algo pueda salir mal. Pero lo tienes ahí, eres consciente que el nacimiento es extremadamente crucial.
El post-parto. La dedicación exclusiva a tu hijo recién nacido. Como cualquier mamífero, acostada dando de mamar a todas horas. Acariciando, besando, cuidando. Las horas pasan y no te has despegado de él en todo momento.
Te has ido alimentando sin pensar en nada más, porque toda tu prioridad recae en tu hijo recién nacido. 

En los campos de refugiados, las personas que huyen del infierno se encuentran con el peor de todos.
Allí, las mujeres, entre barro, frío y lluvia han de prepararse para parir. No tienen comadronas que las acompañen. Ni toallas limpias. Ni agua caliente!
Si nosotras, sabiendo que paríamos protegidas y acompañadas, teníamos miedo, no me puedo imaginar cómo se sienten ellas.
Algunas de ellas parirán mientras caminan, imagino que pararan en la cuneta, dejaran en el suelo todos los bultos que llevan encima. Se retorcerán de dolor, intentarán retener lo inevitable.
Y qué les pasará por la cabeza en esos momentos?!. Nacer huyendo. Nacer sin futuro certero. Sin derechos. 
No se acostarán con su retoño en brazos. Han de seguir. Se lo cargarán, debajo de los abrigos. Arropados entre sus pechos.
Las mastitis serán continuadas. Sin higiene son más que frecuentes.
Esas madres sufrirán doble, triplemente.
Los que provocan y permiten esto están sentados en sus despachos. Detrás de sus escritorios. Tomando café caliente.
Miran números.
Nosotros vemos personas.

Niños jugando.
Abatu, Madicken y Moira.
Bassegoda. Girona.

www.monicamauri.blogspot.com
www.facebook.com/MonicaMauriPhotography
www.instagram.com/cistellapower



-Què diu?
-Que morirà.
-Per què?!
-Perquè ha perdut la mare.
-Però si hi ha moltes al seu voltant!

La lógica del ser humano.
Solidaridad, apoyo mutuo.
Humanidad. Amor.

Una niña de seis años no entiende cómo un caribú puede morir de inanición si pierde a su madre habiendo otras hembras a su lado que le podrían hacer de mamá.
Yo tampoco.
Yo tampoco entiendo cómo pueden dejar morir a miles de niños que huyen de una guerra que no han provocado, que no entienden  y de la que no se pueden defender. 
Y m,e imagino una voz en off sobre esas imágenes, como las de los documentales de vida animal;
relatando esa realidad salvaje.

Si ya me es difícil explicarle el poco afortunado futuro que tiene el pequeño caribú, que me expliquen los de arriba cómo cuernos le explico yo qué es y cómo funciona un campo de refugiados sin que se me caiga la cara de vergüenza.

Moira y Madicken.
Tjøme, Noruega.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.

Todos los derechos reservados